ESTADO DE EMERGENCIA Y FRONTERAS CERRADAS EN FRANCIA TRAS ATAQUES QUE CAUSAN DECENAS DE MUERTOS EN PARÍS




El presidente de Francia, François Hollande, declaró estado de emergencia y cierre de las fronteras, luego que decenas de personas murieron y decenas quedaron heridas en una serie de ataques ocurridos este viernes en París.


El mandatario también anunció que la circulación quedará prohibida dentro de la Isla de Francia, el corazón de la capital francesa.

"Es un horror, hemos tomado una decisión, movilizar toda la fuerza posible para la neutralización de terroristas", dijo Hollande en una conferencia de prensa en el que la tensión era evidente.


La situación en París es crítica, donde personal militar ha sido movilizado y desplegado en las calles.

"Frente al terror, Francia será fuerte", indicó el presidente, quien suspendió el viaje que tenía programado a Turquía para participar este fin de semana en la cumbre del G20.
Rehenes muertosImage copyrightAFPImage captionLa Policía ha confirmado al menos 18 muertos.

Hubo tiroteos en al menos dos lugares en el noreste de la capital francesa yexplosiones en el Estadio de Francia con capacidad para 80.000 espectadores.

El ataque más grande ocurrió en la sala de conciertos Le Bataclan, donde actuaba la banda de heavy metal californiana Eagles of Death Metal.

Testigos afirman que hombres armado abrieron fuego contra la audiencia antes de tomar un gran número de rehenes.

La policía irrumpió en el local y se reporta que muchos de los retenidos -más de 100- habrían muerto.

El presidente Hollande se dirige al lugar con los ministros de Interior, Justicia y el primer ministro.


La policía le dio instrucciones a la gente que se concentraba cerca del sitio "ir a sus casas, cerrar la puerta y seguir la noticia por televisión".

Le Bataclan se encuentra en el distrito 11, cerca de la sede de la revista satírica Charlie Hebdó, que sufrió un ataque en enero en el que murieron 12 personas, entre ellas el director de la publicación.
Desconcertados

En el estadio se jugaba un partido amistoso de fútbol entre Francia y Alemania y asistían como espectadores el presidente François Hollande y el ministro de Relaciones Exteriores de Alemania, Frank-Walter Steinmeier.Image copyrightAFPImage captionEl presidente Hollande con el ministro de RR.EE. de Alemania en el estadio antes de los ataques.

Los comentaristas deportivos que estaban transmitiendo el partido reportaron el estruendo.

Periodistas le dijeron a RTL, que mientras la cancha está llena de espectadores que esperan poder salir, los jugadores de la selección francesa se encuentran en un corredor afuera de los vestuarios, con cara de "desconcertados".

Según la corresponsal de la BBC en París, Lucy Williamson, la policía está evacuando las áreas cercanas al campo de juego, pero los atacantes aún no han sido capturados.
Sin confirmación

Otro de los ataques fue en el restautante camboyano Petit Cambodge, en el distrito 10, una zona de moda cerca a la Gare du Nord.

Según informó el camarógrafo de la BBC Charlie Pitt, que se encontraba en el lugar, un hombre abrió fuego.

Pitt indicó que pudo ver 10 personas tendidas en la acera muertas o gravemente heridas.
Image captionUno de los tiroteos tuvo lugar en un café en el noreste de París.

Todavía no se ha confirmado si los incidentes están vinculados.

Tampoco está claro quienes son los autores de los ataques.
Reacciones


El presidente de Francia, François Hollande, convocó una reunión de emergencia con su gabinete.

El primer ministro de Reino Unido, David Cameron, escribió en su cuenta de Twitter: "Estoy en estado de shock por lo eventos de París esta noche. Nuestros pensamientos y oraciones están con la gente de Francia. Haremos lo que podamos para ayudar".

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ofreció ayuda a Francia, aunque dijo que no se ha comunicado con Hollande tras los ataques.

"Estados Unidos está con Francia esto no es un ataque contra París y Francia es un ataque contra la humanidad", afirmó el mandatario en una declaración transmitida por televisión.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, condenó los "despreciables ataques terroristas" en París.

Por su parte, la policía de Nueva York activó varios de sus protocolos antiterroristas como medida de precaución.

En un comunicado, afirmó que no hay ninguna amenaza sobre la ciudad, pero están desplegando más policía con "extrema cautela".

BBC MUNDO